08 Ene

¿Qué culpa tiene mi dislexia?

En este post me tendrán que perdonar. En ocaciones escribiré sin detenerme mucho en la gramatica y la ortografía en este post. Claro me ayuda el procesador de palabras. Pero el punto importante es que desde la secundaria escucho una voz más sincera y menos maquillada cuando escribo sin editarme tanto. No se si sea asi para todos, o para los dislexicos, o solo para este dislexico.  Pero en fin, deseo ser abierto y sincero, y si me detengo demasiado el mensaje se que se distorsionará. Claro siempre esta la opción de maquillarlo después, pero después de todo este es un blog para comentar la dislexia…

Hoy me sentí muy frustrado puesto que no estoy en la mejor situación economica. Yo y millones de Mexicanos con aumentos de gasolina, con aumento en impuestos. Yo y millones de personas alrededor del mundo. El recibo del gas llego muy alto, mi celular se descompuso, tengo deudas con el banco. Empiezo a hacer mi berrinche adulto: estres, frustración, recriminaciones. Un de las más elegantes es culpar a mi dislexia. Se que suena mala pero la logica va asi.

Si no fuera tan distraido, si fuera más organizado y si tuviera más capacidad para escribir tendría un buen puesto ahora en la univesidad, o podría escribir mejores proyectos, como trabajo para asociaciones civiles esto me redituaria, si tan solo tuviera un mejor cerebro… así va una de mis canciones favoritas de Abbey Linconln «If I only had a brain», que claro esta es de la clasica pelicula El Mago de Oz. 

Imagen tomada de Youtube

Esta es una versión más sofisticada, o quizá solo más rebuscada, de una fantasia que tenia de niño. En la primaria, antes de convertirme en autodidacta, no tenia las mejores calificaciones. Estaba convencido de que era por mi falta de memoria, y que si tan solo pudiera recordar un poquito más, todo cambiaria, y podria demostrar a otros que no soy tan tonto como paresco. La fantasia la imaginava como yo en una caricatura, en donde en camara lenta mi cabeza golpieba una roca, o me caia de un arbol, y de repente podia recordar. Cómo las viejas televisiones que fallaban un buen golpe reacomodaba los circuitos y la imagen de veia bien de nuevo, bueno mis neuronas se acomodaban, y me transformaria de un estudiante mediocre en uno bueno.  No esta mál para un niño tener este insight metacognitivo, puesto que es cierto, si tuviera una mejor memoria (ver mi post La dislexia de Miguel ) mucho sería diferente. Pero no es así. ¡Que duro es aceptarce tal como se es! Que lastima que a muchos niños en el sistema educativo mexicano, y estoy seguro que el de otros paises, no se pueda enseñar a aceptarce, partir de ahi, superar lo que se pueda superar y buscar otras opciones…

Pero en fin, hoy de nuevo esta fantasia versión adulta. Horas después lavando los trastes escuche el programa New Dimensións titulado «Bringing Unconditional Love To Ourselves with Robyn Posin, Ph.D» (les recuerdo que vivo en la frontera México-EUA). Entre plato y plato me quede con permitir ser más compasivo con mi situación, lo dificil y doloroso que puede ser tener dificultades economicas, y como es facil subrayar carencias ni mirar lo que tenemos. En algún punto Posin habla de lo fácil que es interpretar tramposamente hechos, de ajustarnos a nuestra convenencia. Me regrese a mi lamentar/berrinche anterior, e inmediatamente comprendí que un rotulo es muy buen chivo expiatorio, comprendiendo después que desleal soy a mi dislexia. Digo, ella me a formado, y estoy donde estoy, para bien o para mal, gracias a esta condición, y a veces es más facil culparla que afrontar desiciones dificiles, o navegar por emociones turbulientas. Que más da sentirse derrotado pero sentir algo fijo.

La dislexia me ha dado esto mismo, viviendo en complicaciones y contradicciones, busco comprender, aprender, crecer, y esto realmente me ha llevado lejos.

Tratar mal a mi dislexia es más fácil que asumir la ardua tarea de arrancar mi centro de atención terapeutica en la zona centro, doy existe un nivel significativo de marginalidad economica y social. No se si sea viable economicamente hablando, el espacio del centro se ve como un desastre, pero la platica de Posin me dio perspecta. Simplemente decir, tengo temor, que seguir negando quien soy, y desde ahi construir lo que seré. 

Me disculpo si mis errores los distrae, si les dificulta leer lo anterior, pero ya no como antes me disculpo por tener una voz dislexica. Qué tengan un buen comienzo de semana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: